Claves para ser exitoso en el trabajo

El éxito no se mide en función del dinero que una persona gane. Es una condición de satisfacción en la que nos percibimos como ganadores en las actividades que realicemos. En el ámbito personal, familiar o laboral, todos podemos ser personas exitosas. En este último campo, hay ciertos consejos que te serán de utilidad para lograr tus objetivos y, sea cual sea el trabajo o actividad que realices, tener éxito en él. Y uno de los aspectos principales es cuidar lo que decimos.

1.-Evita las quejas

No es un secreto para nadie que una persona que se queja de todo es bastante molesta, sobre todo cuando esta persona se encuentra en tu lugar de trabajo. Esto puede hacer un ambiente de trabajo bastante incómodo, y traerá como consecuencia que tu círculo de compañeros transmitan las mismas actitudes pesimistas.

Si eres una persona negativa, podrás darte cuenta que a tu alrededor tendrás individuos iguales o más negativos, y tu actividad laboral se verá bloqueada. Y a ningún jefe le gustará que un empleados sólo hable mal o negativamente. ¡Modifica esta conducta lo antes posible!

2.-Tus ingresos Monetarios no le incumben a tus compañeros

Quizás sea una buena idea contarle a tu pareja o tus padres cuanto es el monto de tus ingresos. Pero cuando se trata de un ambiente de trabajo lograría mal interpretarse, traería negatividad y tu trabajo podría verse valorado y juzgado por estos mismo ingresos. Evita comentar estos detalles con los compañeros.

3.-Evita hablar de política o religión

Muchas personas creen que hablar de política y región en público es buena idea. Lo que no se percatan es que inevitable que te consigas con personas que estén en desacuerdo, por lo que estos dos temas en particular siempre generan polémica y puedes fomentar enemistades o roces con los compañeros. Por eso, limítate a hablar de estos temas en el trabajo.

4.-Tu sexualidad

Las tendencias sexuales que puedas tener o gustos, son algo bastante personal y no tienen por qué definir quién eres o cómo te desempeñas en tu ámbito laboral. Por lo tanto, evita emitir comentarios de este tipo. Resultaría un poco incómodo que tu jefe sepa cómo es tu comportamiento en el dormitorio.

5.- Vive el presente

El pasado que hayas vivido habla mucho de ti, incluso más de lo que debería, y a veces hay que dejar el pasado donde está, ¡Atrás! Lo que hace 5 años te podría haber parecido la hazaña más divertida y extraordinaria, ahora te podrá dejar en ridículo. Y este tipo de imagen no la puedes reflejar cuando eres un profesional, deben verte con respeto.

6.- El ocio en su lugar

Si te gusta salir, disfrutar del alcohol, el tabaco, el sexo y muchas otras cosas más, lo recomendable es que lo goces con tus amigos, familia o pareja, y evitar a toda costa este tipo de conductas en tu ámbito laboral. No quiere decir que no puedas salir con aquellos compañeros cercanos a ti, pero siempre fuera del trabajo.

7.- Cuidado con los chistes

Debes tener cuidado cuando esté tipo de juego,  ya que esto puede causar incomodidad o incluso disgusto a tus compañeros de trabajo. Hacerte el payaso del trabajo no te deja bien parado.

8.- Tus metas son propias

¿No te ha pasado que tienes una meta por cumplir y de la emoción se la quieres contar a todo el mundo, y de pronto simplemente no lograste realizarla? Entonces quedas como desbastado o incluso criticado por las personas a quien les confiaste el secreto. No te delates, es preferible esperar y realizar tus proyectos en silencio.

9.- La incompetencia de los demás te afecta directamente

Cuando te percates de que alguien es incompetente, tendrás dos opciones, ayudar a la persona que sea menos ineficaz o simplemente alejarte de este individuo. Hablar mal de esta persona no te hará mejorar, o menos incompetente. No caigas en el error de hablar de los errores de los demás. ¡Enfócate en mejorar los tuyos!

10.-Tus Redes Sociales pueden ser letales

Ten en cuenta lo que subes, públicas y comentas a través de las redes sociales. Recuerda que pueden verlo todos tus contactos, e incluso quienes no lo son. No subas contenido indecoroso, vulgar o de tu vida íntima. También, evita compartir tus redes personales con compañeros de trabajo, incluso tu jefe.

11.-Pensamientos propios

Eres libre de pensar y creer y lo que desees, pero ponerte en una posición de discusión entre jefe y trabajador no es lo más correcto. Debe existir respeto y profesionalidad en el ambiente laboral.

12. – Anunciar tus ambiciones no siempre es bueno

Ten cuidado en cómo te expresas frente a tus compañeros de trabajo, lo que para ti puede ser una meta un logro a cumplir, para ellos podrás sonar como egoísta, incluso podrían juzgar los medios con los que planeas ascender.

Ser exitoso en el trabajo implica demostrar diligencia, profesionalismo, respeto y tener una buena comunicación con tus compañeros, tus superiores y con quienes ostentan un menor cargo. ¡Cuida muy bien tus palabras y ten éxito en tu trabajo!

Fuente: www.gestion.pe.

Enviar comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *